Los “zetas”.

Si la Escuela de las Américas montase reuniones de ex alumnos, los dictadores y torturadores más notorios de la historia compartirían sus anécdotas con narcotraficantes. Esta academia militar estadounidense fue fundada en 1946 en Panamá para entrenar a los mejores oficiales latinoamericanos con el objetivo de “ayudar a la democratización” de la zona. Nada más lejos de la realidad.

http://www.informativos.telecinco.es/dn_4403.htm

Entre los graduados más famosos de esta escuela de golpistas están el dictador de Panamá Manuel Antonio Noriega, el dictador boliviano Hugo Banzer, el creador de los escuadrones de la muerte de El Salvador, Roberto d’Aubuisson, o el dictador argentino Leopoldo Galtieri.

En 1984, la Escuela de las Américas fue trasladada a Estados Unidos, a Fort Benning (Georgia), donde hoy sigue en funcionamiento a pesar de las numerosas críticas que piden su cierre. En sus casi seis décadas de historia, más de 60.000 militares latinoamericanos han pasado por esta universidad de la contraguerrilla.

Allí también estudiaron “los Zetas”, el grupo de sicarios más violento y peligroso de la historia del narcotráfico: un comando de operaciones especiales del Ejército mexicano que pasó de combatir a los narcos en la frontera a trabajar para ellos. Era mucho más rentable.

En el Ejército cobraban 30.000 dólares al año, un buen trabajo en México. Hoy ganan 20 veces más.

Cien desertores sin piedad

“Los Zetas” visten de negro, conducen coches blindados y disparan con MP5: los fusiles de asalto del Ejército estadounidense, más difíciles de encontrar en el mercado negro que los habituales “cuernos de chivo” AK-47. “Los Zetas” tienen lanzagranadas, ametralladoras de 50 milímetros, misiles tierra-aire e incluso han llegado a utilizar helicópteros en algunos de sus golpes más sonados. En los últimos dos años, han matado a más de 100 personas.

Tags:
arkatPDA
arkatPDA